Vittoriale degli Italiani: descubre la casa de D'Annunzio


El encanto de la Vittoriale degli Italiani

Puede que hayas atraído la fama de D'Annunzio como "tombeur de femmes“, Su lado mundano y conversador, o haberle empujado la pasión por la historia y la literatura. O podría haber sido simplemente el boca a boca lo que te trajo al viejo Gardone.

Se dice que el Vittoriale degli Italiani es un lugar s√≥lo, inimitabile, y esto es: ¬Ņd√≥nde te ha pasado alguna vez embarcarte en un bosque en un verdadero barco amarrado en los √°rboles, o despegar en un avi√≥n colgado del techo? Puede que este lugar te guste o te deje perplejo, pero nunca lo olvidar√°s.



La proa del barco Puglia

¬ŅQu√© es el Vittoriale en Gardone Riviera?

El Vittoriale tiene muchas realidades al mismo tiempo. Es el√ļltimo lugar de descanso de un poeta, Un monumento a la Victoria de Italia en la Gran Guerra, un lugar donde lo sagrado y lo profano se dan la mano, un relicario que conserva la memoria de los ca√≠dos, un cementerio privado donde descansan los amados galgos no lejos de su amo.

Pero no solo. El Vittoriale degli Italiani también un oasis de verdor con vistas al espectacular azul del lago de Garda, con la isla Borghese como telón de fondo escénico. Pero para disfrutarlo plenamente, captar su esencia, tienes que sumergirte en el espíritu de su "Magnífico habitante".

Curiosidades sobre Vittoriale y D'annunzio

Entramos en la ciudadela en silencio, una figura de terracota que se lleva el dedo √≠ndice a los labios nos lo recuerda, caminando por un peque√Īo sendero cuesta arriba. Despu√©s de algunos pasos, hay un cruce de caminos. Depende de usted decidir si continuar cuesta abajo o cuesta arriba, si tomar la derecha o la izquierda. No ser√° la √ļnica elecci√≥n a la que te llamar√°n en este lugar que te dejar√° una marca indeleble.



De hecho, saldr√° del Vittoriale con un nuevo vigor ".no humilde ante la vida, sino humilde ante el arte"Para usar las palabras de poeta D'Annunzio mismo.

Vista panor√°mica del Teatro, Ciudadela y Mausoleo

El origen del nombre

Es posible que se haya preguntado el origen del nombre Vittoriale degli Italiani.

El poeta no dej√≥ indicaciones precisas y algunas hip√≥tesis. Definitivamente el nombre lo hace homenaje a la victoria de Italia en la Primera Guerra Mundial, celebrando el genio y las haza√Īas atrevidas del poeta-soldado. Una fuerte analog√≠a con el Vittoriano en Roma que celebra al Padre de la Patria, el Rey Vittorio Emanuele II, y toda la temporada del Risorgimento.

Tambi√©n se habla deinfluencia de un libro de tem√°tica caballeresca, titulado Victorial, que narra la vida de un noble espa√Īol. El poeta lo hab√≠a le√≠do durante su estancia en Francia y qued√≥ fascinado por √©l, tanto que ten√≠a un ejemplar en su biblioteca.

En el Vittoriale i referencias a la Gran Guerra son m√ļltiples y conmovedoras. Encontramos el Acqua del Piave, la Terra Fiumana, una bandera ensangrentada de un compa√Īero en batalla, el fragmento de una granada que fall√≥ su objetivo, los cantos rodados del Karst, las monta√Īas en las que luchamos. Todas las reliquias sagradas para D'Annunzio.

El noble escudo de armas: un poco de historia

Al idear su noble escudo de armas, el poeta insertó un Yelmo y un pico nevado, dos referencias obvias al conflicto. Ese pico, hoy en Eslovenia, pero una vez la frontera extrema entre Italia y Yugoslavia, inspiró el título de noble "Príncipe de MontenevosoQue le fue otorgado en 1924, cuando Fiume, hoy Rijeka y ciudad de Croacia, fue finalmente anexionada a Italia. El que no nació noble logró elevar a su esposa, nacida duquesa, al rango de princesa.



Su apellido no era el mismo que el de sus antepasados ‚Äč‚Äčconocidos como Rapagnetta. Era su padre quien lo hab√≠a contratado de un t√≠o materno, due√Īo de barcos de pesca, quien lo hab√≠a adoptado.

Siempre me ha gustado destacar el feliz matrimonio de su nombre y apellido que a él también le encantaba destacar: Gabriel como el Arcángel que le anunció a María que se convertiría en madre. Las representaciones de la Anunciación esparcidas por todo el Priorato son, por tanto, un velado homenaje al propietario.

 

Cómo visitar la Vittoriale degli Italiani

¬ŅD√≥nde empezar la visita y cu√°nto tardar√°?

Lo ideal ser√≠a poder permanecer en Casa de D'Annunzio un d√≠a completo, con posibilidad de almorzar en un restaurante del pueblo. Pero si solo tienes medio d√≠a disponible, de todos modos estar√° bien, ser√° suficiente para que te hagas una idea y prometas volver. La ‚ÄúSanta Fabbrica‚ÄĚ es amplia y articulada, llena de citas y sutiles referencias. Es un desaf√≠o constante a nuestro conocimiento, cuanto m√°s sabemos, m√°s vemos.

La construcci√≥n del conjunto mantuvo ocupado durante varios a√Īos al arquitecto Giancarlo Maroni, responsable de la "columna vertebral", y al poeta que se reserv√≥ la "decoraci√≥n". Una obra a cuatro manos gracias a la cual la casa original "m√°s adecuada a un cura de campo" se transform√≥ en el conjunto que hoy admiramos.

Fueron amigos quienes hab√≠an usado esa expresi√≥n ir√≥nica para comentar c√≥mo el estilo de esta simple construcci√≥n era lejos del esplendor de los palacios nobles habitado por √©l hasta entonces. ‚ÄúHic manebimus optime‚ÄĚ (aqu√≠ estaremos bien) dijo D'Annunzio cuando la vio. Si los innumerables libros que dej√≥ el due√Īo anterior lo impresionaron, la vista del piano de cola pulido lo deslumbr√≥. La mansi√≥n, una vez del cr√≠tico de arte Heinrich Thode, guardaba en su interior esa rara joya que perteneci√≥ al gran compositor Listz. "Nac√≠ en el regazo de la m√ļsicaHabl√≥ de s√≠ mismo y reserv√≥ un amplio espacio para la m√ļsica en la Prioria, por lo que llam√≥ a su nueva residencia. Al visitarlo, atravesar√° la ‚ÄúCamerata di Gasparo‚ÄĚ, insonorizada con preciosos damascos, y en otras salas encontrar√° los √≥rganos amados por la pianista Luisa Baccara, √ļltima compa√Īera del poeta.


El verde de los jardines, el amarillo "Benacense", el azul del cielo

El priorato

Sin duda, el Prioria se incluir√° en el programa de visitas a la Vittoriale degli Italiani. Ser√° una experiencia que me gusta definir "m√≠stica", con el leitmotiv del crep√ļsculo y una √ļnica sala clara, el taller, en el que D'Annunzio forj√≥ sus obras.

Escribir era su trabajo, se llamaba a sí mismo "trabajador de la palabraY la presencia alusiva del yunque lo atestigua. El verso virgiliano "hoc opus, hic labor est" (este es el trabajo, este es el esfuerzo) está escrito por fuera para subrayar que ninguna gran empresa se lleva a cabo sin compromiso y laboriosidad.

La entrada es peque√Īa y baja, hay que inclinarse para pasar. Piense en escribir en el pasado, adem√°s de un esfuerzo intelectual, tambi√©n fue un gran esfuerzo f√≠sico. Todo fue compuesto a mano con una pluma mojada en tinta. Sin autocorrecci√≥n, sin copiar y pegar. D'Annunzio se dedic√≥ incesantemente a la escritura, desde la adolescencia hasta la vejez. Era una de las fuentes de ingresos m√°s conspicuas.

La entrada al Priorato

D'Annunzio: escritura, obras de éxito, mujeres

A menudo, los visitantes que visitan el Vittoriale en el lago de Garda se preguntan de qué fuente milagrosa se basó D'Annunzio para invertir en proyectos tan ambiciosos. Primero que nada, escribió. Trabajó duro, muchas horas al día.

Sus obras estaban ganando grande successo, fueron impresos y reimpresos.

La edici√≥n de su Los trabajos editado por Mondadori, le pag√≥ la asombrosa suma de diez millones de liras. A√ļn hoy es dif√≠cil imaginar lo que signific√≥ esta figura en 1926. Fue sin duda un hombre capaz, fascinante, polifac√©tico, un creativo brillante y muchos fueron los admiradores que compitieron por rendirle homenaje.

Y luego ... estaban las mujeres. Se rode√≥ de mujeres aristocr√°ticas, las de la alta nobleza con dos o tres apellidos por as√≠ decirlo, todas hermosas y muy ricas. No podemos decir que fuera guapo, ni que tuviera un f√≠sico de coracero, pero supo hablarles al coraz√≥n, los conquist√≥ con poes√≠a, les dise√Ī√≥ ropa que realzara su feminidad.

D'Annunzio mir√≥ hacia adelante, fue valiente, supo dar forma a lo inimaginable, para muchos fue ‚ÄúEl Comandante‚ÄĚ. El que hab√≠a "desafiado lo inosable" en la Bah√≠a de Buccari, arriesgando su vida para hundir submarinos austr√≠acos, el del temerario Vuelo sobre Viena para lanzar volantes tricolores, el del Rijeka Regency. Sus grandes y arriesgadas haza√Īas tuvieron el efecto de levantar la moral de los soldados en el frente y, cuando termin√≥ la guerra, de mantener en alto el honor de la patria. "Memento Aude Semper", recuerda siempre atreverte, es uno de sus lemas m√°s famosos.

¬ŅPor qu√© Vittoriale en Gardone Riviera?

Despu√©s de la Primera Guerra Mundial, considerando la victoria italiana injustamente mutilada en la frontera oriental, D'Annunzio, con un gesto de fuerza hostil al gobierno italiano y los aliados, desobedeci√≥. Parti√≥ febrilmente hacia Fiume seguido de sus leales legionarios y lo ocup√≥. La ocupaci√≥n, que dur√≥ poco m√°s de un a√Īo, termin√≥ con la tr√°gica "Natale di Sangue" en la que los ocupantes italianos fueron desalojados por la fuerza por otros italianos, las tropas del ej√©rcito regular.

Fue entonces cuando D'Annunzio se vio obligado dejar el palacio de los gobernadores en la colina de Fiume e Buscando un nuevo hogar. Esta vez la quer√≠a alejada del clamor, un refugio apartado en el que almacenar los restos de sus naufragios. Lo encontr√≥ en Gardone Riviera, en el lago de Garda. Inicialmente lo alquil√≥ y luego lo compr√≥. Era la √ļnica casa que pose√≠a y se la regal√≥ a los italianos "consider√°ndola un testamento de alma y piedra". Por tanto, aqu√≠ se revela el significado del curioso lema "Tengo lo que he dado" encontrado al inicio de la visita y del nombre ".Vittoriale degli Italiani.

Los colores del lago debieron recordarle a los de la ciudad de Rijeka, con vistas al Adriático y una vez bajo el dominio veneciano, como la Riviera de Garda. Aquí también el mismo azul claro del golfo de Kvarner, el viento raramente impetuoso, el juego de luces de ese mar ya amado en su Pescara natal.

La vida salvaje del poeta de la Vittoriale

Ya hab√≠a frecuentado el lago D'Annunzio en el momento de la abrumadora pasi√≥n por Alessandra Starabba di Rudin√¨. Alessandra, hija del entonces primer ministro, viv√≠a en la Villa Carlotti di Garda heredada de su difunto esposo, el marqu√©s Carlotti. Fue un esc√°ndalo incre√≠ble para su familia, estaba acostumbrado. Su matrimonio con Maria Hardouin de los duques de Gallese ya hab√≠a causado una enorme sensaci√≥n. Fue Alessandra Starabba di Rudin√¨, apodada ‚ÄúNike‚ÄĚ por su escultural belleza, quien reemplaz√≥ a la famosa actriz Eleonora Duse, compa√Īera de los a√Īos m√°s fruct√≠feros del escritor. Pero ella tambi√©n fue pronto abandonada y retirada a un convento carmelita. Mujeres, mujeres, mujeres ... seducidas y abandonadas, volubles, caprichosas, amigas, generosas, una lista interminable.

'Splayboy incorregible el auto también es femenino. Un día le escribió al senador Giovanni Agnelli:

“El automóvil es femenino. Tiene la gracia, la esbeltez, la vivacidad de una seductora; además, tiene una virtud desconocida para las mujeres: la perfecta obediencia. Pero, por otro lado, algunas mujeres tienen la ligereza casual de superar cualquier aspereza "

Y le complaci√≥. Ten√≠a varios, algunos hoy est√°n en el Vittoriale haciendo un gran espect√°culo de s√≠ mismos. Como hombre aventurero, le encantaba competir, experimentar la emoci√≥n de la velocidad ya fuera a bordo de una lancha, un avi√≥n o un autom√≥vil y presionando el acelerador, casi para emular a los conductores de la Mille Miglia, cobr√≥ varias multas. Con humor los llam√≥ el "nuevo flagelo". Qui√©n sabe qu√© pensaron de √©l los pescadores y agricultores locales cuando lo vieron llegar a toda velocidad, dejando atr√°s una nube de polvo‚Ķ en ese Gardone de los a√Īos 30, con caminos de tierra y llenos de hoyos.

Algunos consejos para descubrir el Vittoriale

Ahora que te has acercado al espíritu del lugar y a su creador, estás listo para sumergirte en la aventura. Si tienes medio día, te recomiendo que no te pierdas el teatro, la Priorato, los jardines con el barco de Puglia, la Lancha antisubmarina del Beffa di Buccari, la Mausoleo en la colina, las máquinas históricas, el avión del Vuelo sobre Viena.

Si, por el contrario, puedes quedarte todo el día, muévete también hacia el Arengario, el Pórtico del Parente y el resto de jardines que desde el valle de Acqua Pazza descienden hasta el fondo del Portal Rivano. El Lago de las Danzas en forma de violín sellará su visita con un recordatorio musical.

"Vivo y trabajo, y hago m√ļsica, en la soledad de la Vittoriale y dedico a mis paredes el amor asiduo que me une a las p√°ginas de mis nuevos libros"

¬°Disfruta tu visita! Y si quieres que te acompa√Īe en este sensacional descubrimiento, cont√°ctame, con gusto lo har√©.


Audio vídeo Vittoriale degli Italiani: descubre la casa de D'Annunzio
A√Īade un comentario de Vittoriale degli Italiani: descubre la casa de D'Annunzio
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.